Los Monasterios de Iranzu e Irache en Navarra

monasterio-de-iranzu-en-navarra

Navarra es una región que si aún no habéis tenido la oportunidad de conocer, no perdáis más tiempo y daros una escapadita hasta ella. Historia, cultura, magníficas ciudades y bellísimos edificios que os tendrán bastante tiempo entretenido. Hoy os queremos acercar hasta dos rincones que a mí particularmente me encantaron. Se trata de los monasterios de Iranzu e Irache, muy cerquita ambos de la maravillosa localidad de Estella.

Para llegar hasta el Monasterio de Iranzu tenemos que pasar Estella y Abárzuza, a través de la carretera de Echarri-Aranaz (NA-120), y luego estar atento a las indicaciones del camino. El monasterio está en pleno valle, en la Sierra de Andía. Construido en el siglo XI como monasterio benedictino, un siglo más tarde pasó a la orden cisterciense.

Tiene muy poco decoración la verdad, propio de los monasterios del Císter, además de tener poca iluminación para dar una mayor sensación de silencio y espiritualidad. Al lado sur del templo veréis el claustro del siglo XIII. Es de planta cuadrada y quizás lo más espectacular sea cerrar los ojos y oir exclusivamente el sonido de la fuente.

Desde el claustro podemos llegar a la sala capitular, donde se reunían los monjes. Muy cerca se halla la antigua cocina, con una enorme chimenea central. En la parte occidental del templo encontraréis un antiguo almacén de granos. Realmente visitar este monasterio es una maravilla, ya que está enclavado en un preciosos paisaje que nos dará una sensación mística y espiritual.

 Monasterio de Irache

El Monasterio de Irache se encuentra un poco más allá, a sólo dos kilómetros de Estella en dirección Ayegui-Irache. Fue construido por los benedictinos sobre otro anterior del siglo VIII, posiblemente como lugar de refugio para huir de los musulmanes. En el 1045, el abad de Irache construyó el primer hospital en España de los peregrinos del Camino de Santiago.

Y es que este monasterio, en el siglo XI, se convirtió en uno de los más importantes de la ruta jacobea. Es por eso que en el siglo XII se construyó la Iglesia de Santa María la Real. Desde la iglesia, y atravesando la magnífica Puerta Especiosa, de estilo plateresco, llegamos al claustro gótico del siglo XVI. Es otro de los grandes lugares santos que hay que visitar en Navarra.

Sigue leyendo en:

Información sobre Navarra

Monasterios en España

Tags: ,

Imprimir


También te interesará...

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top