Vielha, con todo el sabor y la fuerza del Pirineo

Viella

Asentada a lo largo del cauce del Rio Nere, en la confluencia con el rio Garona, se encuentra la bella villa de Vielha, capital del Vall d’Aran, al norte de la provincia de Lleida. Este maravilloso Valle de valles (aran significa valle) formado por el cauce del rio Garona que nace en estos parajes y desemboca en el Atlántico, por Francia, cubierto de bosques y frondosos prados y cerrado por altivos y fornidos picos de las montañas del Pirineo tiene en VIELHA su centro neurálgico, motor y vida del valle, pueblo lleno de belleza y encanto que cohabita en perfecta armonía con su entorno.

La villa de Vielha se encuentra en el punto mas bajo del valle y bien merece una visita para disfrutar de un agradable paseo por sus calles y plazas con sus bien alineadas casas aranesas, arquitectura típicamente popular de la zona que conjugan perfectamente la piedra y la madera, siendo un fenomenal punto de partida para asomarse a las demás poblaciones que componen toda la comarca o realizar otras atractivas actividades como excursiones a pié, a caballo, en bicicleta, la practica de la pesca, deportes de aventura, patinaje sobre hielo o esquiar.

Esta bonita ciudad de Vielha además de ser hoy una moderna estación de esquí ha sabido conservar parte de su pasado medieval. En nuestro paseo por sus calles podemos contemplar la Iglesia Parroquial de Sant Miquel, de estilo románico con un campanario octogonal gótico y un alto techo apuntado, con un retablo gótico del siglo XV en su interior y el torso del Cristo de Mig Aran, románico, fragmento de una talla mayor del siglo XII.

En la misma calle Mayor, junto a la iglesia, se encuentra La Torre del General Martignon, antigua casa señorial del siglo XVII que hoy alberga el Museo Etnológico del Vall d’Aran. En las afueras está la Piedra de Mijaran, mojón megalítico que marcaba los límites de la villa. Un encanto especial tiene el recorrer el paseo junto al rio Negre con sus bonitas casonas solariegas.

La villa y su entorno guardan tanto encanto que no podemos abandonar el lugar sin hacer una bien merecida “Parada y Fonda”, para lo que proponemos dos lugares bien ubicados en el casco viejo.

Hotel Ribaeta. calle Sarriulera, 5 VIELHA (LÉRIDA).

Hotel Ribaeta

Situado en el centro del casco viejo, detrás de la iglesia de San Miquel, en un bonito edificio en el que disponen de 24 habitaciones de distintas capacidades, bien acondicionadas, cálidas y agradables. La decoración es sencilla y acogedora. Cuenta con un salón-comedor adaptable para eventos y tiene muy cerca un amplio parking público.

Restaurante Era Mola (Gustavo y María José). calle Marrec, 4 VIELHA (LÉRIDA).

restaurante Era MOla

Ubicado en una céntrica calle del casco antiguo, en un edificio de piedra y madera típicamente aranés, que fue en su día una cuadra, y que ha sido rehabilitado con buen gusto, resultanto un espacio agradable y recoleto donde se sirve una estupenda cocina de mercado basada en el recetario tradicional de la zona con influencia francesa. Entre sus platos caben destacar la merluza, el bacalao y el buey de Kobe.

Buena y justificada fama tiene en toda la comarca la olla aranesa, nutrida de muchos y buenos ingredientes, que a buen seguro que nos repondrá de los buenos y largos paseos e itinerarios que nos ofrece la zona o nos dará nuevas fuerzas para acometerlos, pues hay muchos pueblos y parajes bonitos alrededor que merecen la pena visitarlos. La estación de esquí de Baqueira Beret también queda muy cerquita para los amantes de la nieve.

Tags: , ,

Imprimir


También te interesará...

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top