La Posada de Salaverri, sosiego para el viajero

La-Posada-de-Salaverri

En un lugar solitario de Castilla, inmerso en la quietud y el silencio, ocupando el edificio de lo que fue un viejo molino de tradición posadera y panadería, se encuentra La Posada de Salaverri; adquirido por la familia paterna de los actuales propietarios en el año 1924, y convertido por éstos en un hotelito lleno de encantos, reformado y adecuado para tal fin con mucho gusto; en el que acogen al viajero, ofreciéndole aposento y comida con un trato afable y exquisito. Su ubicación queda muy cerca de su más cercano núcleo urbano, Hontoria de Valdearados, a tán sólo 1 km.; a 10 kms. de la bonita población de Peñaranda de Duero; a unos 18 kms. de Aranda de Duero; y a 88 kms. de la capital, Burgos.

La Posada de Salaverri se sitúa dentro de un recinto cercado, rodeado de sauces, y limitado por el sereno discurrir de las aguas del angosto río Aranzuelo, ocupando un edificio de piedra con ventanas con mampostería de ladrillo visto, y porche en la entrada, en el que dispone de cinco habitaciones dobles, un apartamento con dos habitaciones dobles, y una suite que ocupa una casa adosada al edificio principal. Las habitaciones están instaladas en la planta alta, y en la planta baja están la recepción, el restaurante y el salón, en lo que fue la panadería, con paredes de piedra, artesonado de madera y chimenea.

La decoración interior en todas las dependencias están realizadas con una cálida sencillez y una cuidada rusticidad, con maderas bien trabajadas, suelos de barro auténtico y cortinas de encajes. Las habitaciones son amplias y confortables, estando bien equipadas, siendo destacable las camas, de grandes dimensiones, el canapé y el colchón bien elegidos para facilitar el descanso, al que favorecen el silencio y la paz que invaden el ambiente.

El restaurante, atendido con gran amabilidad y profesionalidad, guarda la misma línea decorativa y de calidez, con suelos de barro y artesonado de madera, en el que disponen de horno de leña, y ofrecen una cocina castellana creativa, en la que se elaboran unos excelentes platos basados en una buena materia prima con productos de la tierra, destacando los asados y las carnes rojas a la piedra, además de contar con una extensa y bien cuidada selección de vinos, en la que predominan los caldos de la D.O. Ribera de Duero. Está recomendado en las más importantes guías gastronómicas y cuenta con varios premios.

Restaurante-La-Posada-de-Salaverri

En la parte trasera del edificio dispone de una piscina calefactada y solarium; pero sin lugar a dudas, en el exterior, lo que nos hace vivir unos momentos únicos y deliciosos, es pasear por su jardín a primeras horas de la mañana para saludar al nuevo día o sentarnos en el porche para insuflarnos de naturaleza y vida en una cálida y luminosa noche de verano, para contemplar el cielo y escuchar el silencio.

La Posada de Salaverri es el lugar idóneo como punto de estancia y de partida para organizar diversas excursiones por las numerosas y bonitas poblaciones que hay en sus alrededores, tales como las más arriba citadas, entre las que hay que destacar Peñaranda de Duero, con su bella y monumental plaza; Covarrubias, Lerma, Silos, en la provincia de Burgos, e incluso en la cercana provincia de Soria, el Burgo de Osma o Calatañazor, entre otras.

La Posada de Salaverri, está exactamente, en Carretera Peñaranda-Calaruega, Km. 10 en Hontoria de Valdearados (Burgos). Teléfono: 947 56 10 31

Tags:

Imprimir


Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top