Leyendas de San Andrés de Teixido

san Andres de Teixido

” A San Andrés de Teixido, vai de morto o que non foi de vivo “

Probablemente hayáis oído en A Coruña este refrán sobre San Andrés de Teixido.

Por supuesto, os recomendamos ir de vivos, no sólo porque os resultará más fácil encontrar alojamiento y demás, sino porque el lugar bien merece la pena. Disfrutarlo, sentirlo, pasear por sus callejuelas y sus edificios de piedra.

Cuenta la leyenda, algo que gusta tanto en Galicia, que cuando Cristo y San Pedro andaban por el mundo, pasaron precisamente por aquí, y encontraron a San Andrés dentro de una manzana que comía San Pedro. El apóstol, que había llegado a Teixido en una barca de piedra, se quejaba de que la gente sólo le tenía devoción a Santiago, en comparación con él.

Pero Cristo le consoló diciendo: “No te preocupes, Andrés, pues aquel que no venga de vivo una, ha de venir de muerto tres”. Desde entonces, creo pensar que San Andrés de Teixido acoge la única romería de ultratumba que existe en el mundo. Y para colmo, tres veces…

Las leyendas y las costumbres no quedan aquí. En el camino de los difuntos hasta el cementerio de Teixido, sus familiares daban un golpe en la tumba del muerto, mientras que por el camino se les hablaba y hasta se les reservaba plaza en el viaje y al comer.

La peregrinación al santuario también está cargada de leyendas. Hay que evitar en lo posible dañar a los insectos del camino, pues pueden ser vehículos para las almas que aún no han cumplido su obligación de ir tres veces a Teixido. Por lo que, si podéis, es incluso mejor orientarlos si van o no por buen camino.

Junto a la vera del camino aparecerán cruceiros y milladoiros, montículos de piedra que cada romero aumenta tirando una. Tras la pertinente visita al santo, hay que bajar hasta la fuente y echar allí migas de pan. Si flotan, la promesa pedida al santo se cumplirá. Como recuerdo de la romería, se vuelve con el conocido ramo de San Andrés, formado por una vara de avellano, ramitas de teixo y herba namoradeira.

Esta gran romería tiene lugar entre agosto y septiembre, aunque la fiesta de San Andrés no sea hasta el 30 de noviembre.

Así pues, ya sabéis lo que tenéis que hacer a la hora de visitar San Andrés de Teixido. Lo mejor, como dice el refrán, es hacerlo de vivos. No cabe duda que es de los refranes más ciertos que se hayan podido decir jamás.

MÁS INFORMACIÓN

Foto Vía Sobreleyendas

Tags: , ,

Imprimir


También te interesará...

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top